Diario 1588

Aquí comienza la historia

Locales

Extraño incidente con drogas que involucra al hijo de un legislador

Martes, 13 marzo 2018

Cuando todo vuelve

Extraño incidente con drogas que
involucra al hijo de un legislador

El hijo de un destacado legislador del radicalismo de Corrientes fue detenido en un control de Gendarmería Nacional en el acceso a Paso de la Patria junto a otras dos personas, llevaban cocaína, pastillas de éxtasis y LSD. El operativo ocurrió el último 18 de febrero, pero la información fue rápidamente ocultada luego de intensos llamados telefónicos entre el Secretario del Juzgado Federal, Gustavo Fresneda, por pedido del juez Carlos Soto Dávila y el padre del muchacho, una de las máximas autoridades de la UCR local. Los jóvenes fueron inmediatamente liberados. No estuvieron más que minutos demorados. Todo finalmente se tapó. El poder político y su connivencia con la justicia, mostraría otro eslabón más de la perversidad del sistema judicial imperante en el país.
El dato: Fresneda parece haber sido resucitado, solo para intervenir en este delicado caso. El polémico funcionario judicial es uno de los postulantes impulsado por Ricardo Colombi, a ocupar la titularidad del Juzgado Federal con asiento en Paso de los Libres. Su pliego está en el Senado de la nación esperando ser tratado, luego de ser retirado e insólitamente reingresado. Tiene despacho favorable desde octubre de 2017. Tras solucionar este escondido incidente, Fresneda sin dudas, acrecentó el respaldo político del radicalismo en sus intenciones de ser juez federal.
Hasta donde se pudo averiguar, Gendarmería tenía intenciones de allanar los domicilios de los tres jóvenes involucrados por tenencia de estupefacientes. Querían saber si uno de ellos, presumiblemente el hijo del político (senador provincial), les suministraba la droga a los otros dos. No se pudo establecer si existía una investigación, más aún cuando la comunicación fue mediante una cedula electrónica (algo que no se hace). Finalmente una orden suprema determinó que el expediente sea cajoneado. Hubo directivas desde el propio ministerio de Seguridad de la Nación. Fin de la historia. Asimismo por lo que se supo, lejos está de considerarles a estos muchachos presuntos narcotraficantes. Serían otras víctimas más de este terrible flagelo que azota a la humanidad, y sobre todo a la juventud mundial, con el consiguiente sufrimiento de sus familiares y allegados.

TODO VUELVE
Pero para cada caso, la vida es una cruel rueda. Y hay muchas veces que todo vuelve, más cuando ejecutas por continuar en la cúspide del poder, sin advertir que el retorno puede ser el doble. En octubre de 2012 el hijo de una entonces diputada provincial del Frente para la Victoria (bloque opositor), fue detenido por la policía local en un operativo de rutina, portando apenas 20 gramos de marihuana, evidentemente para consumo propio. El canabis sativa, no es considerado una droga pesada como la cocaína. No obstante, desde la Dirección de Información Pública de la Provincia se montó un amplio operativo de prensa apuntando a denostar a la legisladora de la oposición y a su hijo. No se midió ni tiempo, ni espacio en los medios adictos económicamente al gobierno radical para hacer circular la noticia, como si el joven demorado era un émulo de Pablo Escobar (considerado el mayor narco de la historia). El titular del organismo de comunicación oficial, sigue siendo el mismo. Lleva en ese cargo varios años (alrededor de 15), iniciándose con la tristemente célebre intervención federal (Mestre-Aguad), con una pausa en los últimos tres años de gobierno de Arturo Colombi, pero retornando con el primo Ricardo. Fue promocionado justamente por el padre del joven detenido con estupefacientes en el acceso a la tradicional villa turística (es su verdadero jefe político), y paradójicamente el encargado de bloquear que esta reciente noticia no se supiera en los medios periodísticos locales, y también nacionales.
Moraleja.

Compartir