Diario 1588

Aquí comienza la historia

Provincia / Actualidad

El tarifazo de Colombi ya superó el 55% en lo que va del año

Martes, 23 mayo 2017

 

Vamos para adelante

 

Impresionante aumento
en la “boleta de luz”

 

Tremenda suba de tarifas eléctricas aplicadas por la Dirección Provincial de la Energía (DPEC), que superó, en lo que va del 2017, la friolera del 55%, mientras que hoy se inicia el pago de sueldos con un triste aumento del 5%. A la DPEC el gobierno de Mauricio Macri le condonó un deuda de casi $1400 millones, que mantenía con la Compañía Administradora del Mercado Mayorista Eléctrico SA (CAMMESA), empresa que integran representantes privados y del sector público. El perdón fue un alivio para una descalzada DPEC, cuyo vaciamiento financiero se inició con la tristemente célebre intervención federal de Ramón Mestre y Oscar Aguad, los inventores del CECACOR.
Sin conocerse el Decreto que avala el violento incremento, las temidas facturas de luz impresas en abril, comenzaron a llegar a los usuarios con un nuevo ajuste del 30%, con lo que el aumento acumulado en lo que va de 2017 ya superó el 55%. Actualmente, pagar la boleta de la luz, significaría en miles de casos, ocupar alrededor del 10% del salario de un empleado público.
Colombi autorizó el incremento en línea con la política del ministerio de Energía de la Nación, que en febrero pasado resolvió ajustar las tarifas.
El precio de la energía en Corrientes acumuló en los últimos 18 meses un incremento del 340% (desde diciembre de 2015), con la llegada de Cambiemos al poder, que determinó la quita de subsidios nacionales dispuesta por el ministro Juan José Aranguren.
Fuentes oficiales explicaron este martes que la quita de subsidios nacionales supone estos aumentos porque CAMMESA, la proveedora de energía, necesariamente debe elevar el precio que le fija a las empresas que distribuyen la energía en todo el país.
Las especulaciones indican en Corrientes, que la tarifa volvería a subir entre noviembre y diciembre después de las elecciones de octubre de este año, cuando los correntinos votarán para gobernador y vice de la Provincia.
55,4% más

 

$700 de costo promedio

 

En el caso de una familia tipo de la Capital correntina, que consume 310 kilovatios/hora por mes, las facturas que vencerán en la primera semana de junio llegaron con un incremento del 30,9% con relación al pago de mayo, y marcaron un costo de 703 pesos mensuales. Con relación a la factura de diciembre de 2016, esos mismos usuarios pagarán ahora un 55,4% más, que configura una fuerte presión sobre los bolsillos de los trabajadores de la provincia con los salarios más bajos de la Argentina y un aumento salarial en mayo de “sólo” un 5%. Peor aún es la situación del costo de la energía eléctrica para el comercio correntino y las pymes, cuyas facturas superan ampliamente los $3.000 mensuales en promedio. Un aserradero en Santa Rosa -115 kilómetros al sur de la capital- recibió una facturación de $11.804 que vence en junio, cuando pagaba $7.600 en diciembre.

Compartir