PoliticaProvincia

Colonia Pando: la Corrientes oculta, la que no ven los funcionarios

Hace 13 años que toman agua de una Laguna. La triste realidad de una Corrientes oculta. Las familias Aquino y Ponce viven a unos 4 kilómetros del casco céntrico de Colonia de Pando. Localidad donde su actual intendente, tuvo un crecimiento exponencial de su patrimonio personal. Olga Ponce tiene 60 años, es ama de casa, y no tiene sueldo, tampoco trabajo. La mujer toma medicamentos cuando puede comprarlos. Ricardo Aquino de 65 años, a veces hace changas, y percibe una pensión mínima que no supera los diez mil pesos. Para cocinar, beber y lavar sus ropas, acarrean baldes tres veces al día de un espejo de agua del lugar, que está a 700 metros de donde habitan. Años atrás, tenían un pozo de balde, pero con el tiempo se desmoronó. No son las únicas familias de la zona que viven en esas condiciones. Hasta acá no llegan los ojos de los funcionarios de bolsillos gordos, ya sean tanto provinciales como nacionales.

Mostrar más

Artículos relacionados

Close