DestacadasJudicialesPolitica

“Protegieron a narcos para desplazar a Soto Dávila”

En verdaderos cruces judiciales de alto contenido, se podría señalar que se desató un verdadero escándalo luego del proceso contra el ex juez federal de Corrientes: “Protegieron a narcos para desplazar a (Carlos) Soto Dávila”.
Lo aseguró el abogado Eduardo Barcesat, representante legal de Carlos Vicente Soto Dávila, el ex juez federal que ayer presentó una denuncia contra autoridades judiciales por la causa iniciada en Corrientes que terminó con la salida de su cargo. “Fue una maniobra turbia en el marco de una persecución absoluta para obtener un rédito político”, expresó Barcesat.
La denuncia de Soto Dávila apunta contra el juez Sergio Torres, el fiscal Carlos Stornelli, el jefe de la Procunar, varios gendarmes y un abogado.
“Fue una persecución absoluta para obtener un rédito político. Lo más grave de todo está en la apropiación intencionada por el apetito mediático del multimedio Clarín, que derivó en una madeja donde se valieron de dichos de supuestos arrepentidos con cosas que se dijeron y nunca fueron probadas con el necesario soporte técnico”, sostuvo el abogado Eduardo Barcesat.
“Además, todas las pruebas que supuestamente involucraron a Soto Dávila no tenían conexión entre sí. Fue una maniobra turbia: hasta se ha comprado información para perseguir a Soto Dávila y sus secretarios. Todo fue una maniobra como parte de la degradación institucional para perjudicar a la Justicia Federal, dañando a la vez el buen nombre del juez Soto Dávila”, sostuvo el profesional del Derecho en declaraciones radiales.
Barcesat comentó que una vez que el ex magistrado correntino “recuperó su integridad anímica se vio preparado para enfrentar esta querella. Él tiene pruebas más que atendibles, y la causa judicial tramada es el cuerpo del delito”.
“Nos provoca sorpresa por Torrres, quien hoy integra la Suprema Corte de Justicia de Bs. As. y de Iglesias que fue titular del Procunar, pero para nada nos sorprende de Stornelli”, insistió.
“Se cometieron tropelías contra Soto Dávila, y espero que se tome y examine que hubo un tramado evidente entre estos presuntos arrepentidos y las autoridades judiciales. Los supuestos arrepentidos no fueron indagados ni procesados”.

EN SÍNTESIS
“Hay una suma de irregularidades, y esperemos que cuando se revise ésta causa se llegue a la verdad absoluta”, sostuvo.
Recordando el mega operativo Sapucay que se realizó en Corrientes, Barcesat opinó que “en lugar de centrarse en la lucha contra el narcotráfico se ocuparon de sacar a jueces y secretarios con una clara intencionalidad política”.
“Todo esto es parte del derrumbe institucional del gobierno de Macri. Protegieron a narcos como Morenita Marín para desplazar a Soto Dávila”, señaló Barcesat, y aseguró que “estamos avanzando en el ordenamiento forzoso que Argentina está teniendo tras la destrucción de la institucionalidad argentina”.
Respecto a las denuncias de sobornos el abogado querellante apuntó que “primero hay que investigar si hubo soborno”.
“No hay pruebas complementarias que así lo acrediten. Los dichos no fueron corroborados después de un año de investigación. No está ni mínimamente acreditado el pago de algún soborno”.

Mostrar más

Artículos relacionados

Close