ActualidadPolitica

En el Conurbano bonaerense no se salva nadie

Pandemia y crisis: aumentaron los casos de coronavirus en todos los municipios. Son datos oficiales de la última semana. Hubo contagios registrados en los 28 partidos. La Matanza, Quilmes y Avellaneda, los más afectados. Si el presidente Alberto Fernández decidiera reabrir las actividades en las provincias donde no se registraron casos de coronavirus en la última semana, más de la mitad de los distritos podría volver a la normalidad ya mismo. Si el gobernador Axel Kicillof impulsara una medida similar para su Conurbano bonaerense, no tendría buenas noticias para dar. Según datos oficiales, desde el martes aumentaron los casos en todos los municipios del GBA, ese populoso y complejo entramado urbano. Esta realidad alerta a los intendentes y a las autoridades provinciales, que conviven con otro “fantasma”: la expansión de la pandemia en la Ciudad, en lo formal un distrito independiente, pero con el que conviven (y del que dependen en muchos casos) diariamente.

Desde el 26 de mayo hasta este lunes 1 de junio (última actualización) se contabilizaron 1.519 casos nuevos de Covid 19 en 28 municipios del Conurbano. Los principales subas se dieron en tres partidos: Avellaneda (sumó 155), Quilmes (259) y La Matanza (211). Los dos primeros fueron los que abrieron un nuevo frente de crisis en la Provincia: los contagios en los barrios vulnerables, en su caso en la compartida Villa Azul. Lo de La Matanza es demográfico e histórico: se trata, por lejísimos, del distrito más poblado y, como muchos sectores del GBA, sufre décadas de postergación. Hay tensión en esta cuasi provincia donde gobierna (otra vez) el peronista Fernando Espinoza: se espera con preocupación el pico de contagios, con la idea que “lo peor no pasó“. Un dato basta para justificar el temor: La Matanza tiene 114 villas. En el municipio se defienden y aseguran que, si se toma en cuenta la cantidad de habitantes, el promedio de casos “es inferior al de muchos distritos”.

Otros cuatro distritos con un importante aumento de contagios la última semana fueron Lanús (90), Lomas de Zamora (72), General San Martín (69) y Almirante Brown (60). En el otro extremo -los que menos subieron- hay una combinación de partidos chicos (los periféricos Presidente Perón y San Vicente e incluso Ituzaingó y Hurlingham) o medianos/grandes con mejor situación económica, sobre todo del cordón Norte (Vicente López, San Isidro, San Fernando y Pilar).

El corte de la mañana y el reparto de las muertes

Los datos oficiales de la Provincia se actualizan tres veces al día, en el sitio que se conoce como “Sala de Situación”. Hay un corte de casos a la mañana (entre las 8:30 y las 10:00), otro pasado al mediodía (cerca de las 14:00) y un último cuando cierra la tarde (19:30 aproximadamente). En el relevamiento de este martes bien temprano ya se habían registrado 131 casos más que en la noche del lunes (el total pasó de 6.168 a 6.299), sobre unos 600 testeos. “Esto te marca dos cosas: una, que la Provincia se encamina a pasar a la Ciudad en cantidad de contagios diarios; y la otra, que el porcentaje de positividad (casos detectados en proporción a los testeos realizados) sigue siendo alto, arriba del 20%. Los infectólogos consideran que la pandemia empieza a mermar cuando ese porcentaje está debajo del 10% y los países que vuelven a abrir sus actividades lo tienen en menos de 5%”, explica una fuente que hace el seguimiento estadísticos para algunas autoridades bonaerenses.

En cuanto a las muertes por el coronavirus en el Conurbano, desde el martes se registraron 29 más, repartidas en 11 partidos: Avellaneda (2), Escobar (2), Florencio Varela (1), General San Martín (3), La Matanza (9), Merlo (3), Moreno (3), Morón (2), San Isidro (2), San Miguel (1) y San Vicente (1). El total de muertes registradas en toda la Provincia subió hasta este lunes a 236, sobre 6.168 contagios, lo que da una tasa de mortalidad de 3,8%.

Mostrar más

Artículos relacionados

Close