Judiciales

No embarca, debe cumplir con la “cuota alimentaria”

A solicitud del Asesor de Menores e Incapaces N° 3 de Corrientes, Roberto Nicolás Bonastre, que se basó en un novedoso mecanismo vigente por medio del Artículo 553 del Código Civil y Comercial, el Juzgado de Familia N° 2, se resolvió suspender la libreta de embarque a una persona que adeuda la cuota alimentaria. Trabaja de embarcadizo.
Ante un planteo del abogado de la madre del niño que pedía la inhibición de bienes del padre incumplidor, el representante del Ministerio Público consideró en su dictamen que no están dadas los extremos para adoptar esa medida (que se adopta cuando no puede efectivizarse un embargo por carencia, insuficiencia o desconocimientos de los bienes del deudor), pero sí en cambio abogó por una sanción de tipo cautelar contemplada en el Código Civil y Comercial. Aquella que sostiene que hasta tanto no cumpla con su deber alimentario, y por la persistencia de la conducta reticente y vulneratoria de los derechos de sus hijos menores de edad, se ordene a la autoridad marítima con competencia en la materia –esto es, la Prefectura Naval Argentina– que inhabilite la libreta de embarco del alimentante. También se libró oficio a la obra social del Personal Marítimo y al Banco Patagonia, para que informe en qué empresa presta servicio la primera, y si registra cuenta en esa entidad, el segundo. El alimentante se encuentra en relación de dependencia, por eso también se dispuso, una retención de haberes hasta cubrir el monto adeudado de cuota alimentaria.

Mostrar más

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close