Provincia

Jubilados provinciales ahora en manos de Macri

La entrega

Jubilados provinciales
ahora en manos de Macri

Corrientes tiene uno de los sistemas previsionales más justos del país con el 82 por ciento móvil, el 4×1 de los docentes, el 2×1 de la Policía y otros derechos sociales, pero el ex gobernador Ricardo Colombi lo puso en la reforma jubilatoria que quiere el Fondo Monetario Internacional (o FMI). La entrega se plasmó a través del decreto N° 3611 en diciembre de 2016 a cambio de $163.800.000 (ciento sesenta y tres millones ochocientos mil pesos).
La Administración Nacional de Seguridad Social (ANSeS) transó con el gobernador saliente un financiamiento a cambio de que abandone el sistema de jubilaciones y retiros que rige en la Provincia, reduzca beneficios y eleve la edad jubilatoria; como anhela hoy el presidente Macri por exigencia del FMI.
Clave 1: El IPS tiene la necesidad imperiosa del financiamiento por el desfinanciamiento (valga la redundancia) que le causó la administración de los últimos años y Colombi (Ricardo), a su vez, necesitaba sacarse de encima el sistema jubilatorio que había fundido.
Clave 2: desde que inició su gobierno, Colombi adoptó el modo de administrar el IPS sin la autarquía financiera indispensable, a través de delegados personales mal llamados interventores, quienes teniendo a su cargo abonar haberes jubilatorios no percibían en término los aportes patronales de los organismos del Poder Ejecutivo (P.E.), ni los aportes de los agentes públicos descontados de sus sueldos. Finalmente, el dinero de los jubilados no era de libre disponibilidad para el IPS, sin que los “interventores” formalizaran reclamos efectivos quedando en evidencia el impedimento. Jamás podrían reclamar a los organismos oficiales ni al P.E. porque ellos eran sus propios delegados, con una incompatibilidad determinada por la convivencia de intereses diferentes, algo que despojó de contenido a la autarquía dado que ambos, la entidad teóricamente autárquica IPS (intervenida por P.E.) y el P.E. (Ricardo Colombi), no eran dos partes sino dos caras de la misma parte.
A este desquicio se suma que el IPS era administrado sin participación de los jubilados y activos interesados, como lo establece el Artículo 14 bis de la Constitución nacional.
Clave 3: – el “Convenio” se ocultó al pueblo y el motivo era obvio: las jubiladas y jubilados VOTAN.

EL OCULTO DECRETO

El decreto 3611 se dictó el 29 de diciembre de 2016, pero se publicó en el B.O. 5 meses después, más cerca de los comicios de octubre de 2017. A su vez la prensa canalla aplaudió la política social de Colombi. El ocultamiento oficial leS dio buen resultado a las candidatas Estela Regidor y Sofía Brambilla, pues salieron diputadas nacionales con el 54% de votos. La paradoja: algunos eligieron contra su bolsillo. A los pocos días de asumir, en diciembre, 2017 Regidor y Brambilla votaron en el Congreso por la escandalosa reforma previsional impulsada por el gobierno de Mauricio Macri.
No hay dudas que Ricardo Colombi secuestró el IPS para arrinconar a los jubilados de a pié, asimismo desconoció las leyes que regulan la seguridad social, el funcionamiento administrativo del Estado, la Constitución provincial y el Artículo 14 bis de la Constitución Nacional; porque en realidad él no solo despreciaba la legalidad. Colombi despreció los derechos de los correntinos.

Por Alberto Ruíz Díaz

Mostrar más

Artículos relacionados

Close